Semanario de Prensa Libre • No.439 • 23 de diciembre de 2012

Portada | Contacto | Directorio | Prensa Libre


   > D lector
   > D cartas
   > D todo
   > D memoria
   > D frente
   > D reportaje
   > D imágenes
   > D sociología
   > D reportaje central
   > D mundo
   > D farándula
   > D viajes
   > D sabor nacional
   > D lecciones de vida
   > D lo último

 


D farándula


Jenni: una vida tortuosa

Breve recorrido por la intensa y escabrosa vida de una de las más grandes artistas latinas.


farandula
LA PAREJA LUEGO de que Peña Nieto fuera inscrito como candidato presidencial este año.


Por Claudia Munaiz

Nacida en Long Beach, California, el 2 de julio de 1969, Jenni Rivera —Dolores Janney Rivera— vendió más de 22 millones de discos y estaba considerada como una de las cantantes más populares de banda sinaloense.

En sus escasos 43 años de vida, le dio tiempo a tener cinco hijos, uno de ellos cuando ella tan solo tenía 15 años. El padre fue Trinidad Marín, de quien se terminó alejando tras una tortuosa relación.

Marín fue acusado en 1997 de abuso sexual contra su hija y su cuñada desde que ambas tenían 7 y 8 años, respectivamente. Años después, en el 2007, fue hallado culpable de ocho delitos graves de asalto sexual agravado contra su propia hija y su cuñada, hermana de la artista.

Tampoco fue fácil la relación que mantuvo con Juan López, quien, al poco tiempo de haberse confirmado que estaba con Rivera, fue condenado a prisión por contrabando de inmigrantes procedentes de México, y años más tarde ingresó de nuevo en prisión por tráfico de drogas. El matrimonio con él no duró mucho. La pareja se divorció por problemas de infidelidades, después de un proceso de divorcio largo y tedioso, que se prolongó durante años.

Su último matrimonio fue con el exjugador de beisbol Esteban Loaiza, al que pidió el divorcio en octubre del 2012, por “diferencias irreconciliables”.

Atrevida y rompedora, Jenni Rivera creó una fundación para ayudar a los hispanos con problemas en EE. UU. e incluso ella misma se valió en más de una ocasión de los medios de comunicación para solucionar sus asuntos personales.

De armas tomar

Muy sonado fue el episodio en el que, en plena conferencia de prensa, pidió ayuda para localizar a Marín luego de haber sido acusado de abusos sexuales. El hombre fue encontrado en Los Ángeles gracias a una llamada anónima.

En una ocasión fue arrestada por haber golpeado sobre el escenario a un hombre que la había agredido y, en otra ocasión, le propinó una golpiza a un sujeto al que acusaba de ser el responsable de la difusión de un video en que se veía a ambos mantener relaciones sexuales.

Criada en un entorno puramente mexicano, la actriz dominaba el inglés y el español y, siendo una veinteañera empezó a grabar música regional mexicana junto con sus hermanos, con quienes formó La Güera Rivera con Banda. Incluso, se atrevió a cantar corridos y narcocorridos en una época en la que no era habitual que ese tipo de temas fueran interpretados por mujeres.

Su carrera profesional comenzó a despegar cuando decidió empezar a grabar por su cuenta. Así, sacó al mercado Si quieres verme llorar, un disco en el que cantaba con mariachis tradicionales, y luego Reina de reinas, con una banda norteña con la que interpretó corridos.

El despegue de su carrera llegó en el 2000 con Que me entierren con la banda, que incluyó temas compuestos por ella y donde se entreveía su lado más chicano.
A lo largo de su carrera llegó a vender más de 22 millones de discos y recibió seis premios Billboard a la Música Latina, y tres Premios Lo Nuestro.

EFE/REPORTAJES

 

   

© Copyright 2011 Prensa Libre. Derechos Reservados.
Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.

www.prensalibre.com