Semanario de Prensa Libre • No.439 • 23 de diciembre de 2012

Portada | Contacto | Directorio | Prensa Libre


   > D lector
   > D cartas
   > D todo
   > D memoria
   > D frente
   > D reportaje
   > D imágenes
   > D sociología
   > D reportaje central
   > D mundo
   > D farándula
   > D viajes
   > D sabor nacional
   > D lecciones de vida
   > D lo último

 


D mundo

Paraíso de la inversión
Se prevé que para el 2020 Brasil será el quinto mercado mundial por consumo.


mundo
HANGAR DE LA empresa de aviación Helibras, en Itajubá.

Por Carlos A. Moreno

Brasil pasó en los últimos tres años del 14 al quinto lugar entre los países que más inversión extranjera directa reciben en el mundo, gracias en parte a la atracción ejercida por una creciente clase media y al aumento de su poder de compra de productos y servicios.

Un estudio, divulgado en agosto último por la consultora Ernst & Young, demostró que el 78 por ciento de 250 ejecutivos de empresas globales consultados considera que Brasil será en el futuro el destino más atractivo para la inversión extranjera directa en todo el mundo.

Según un estudio dado a conocer en septiembre por la Secretaría de Asuntos Estratégicas de la Presidencia, Brasil cuenta actualmente con una clase media compuesta por 104 millones de personas, que representan el 53 por ciento de la población, contra el 38 por ciento, hace 10 años.

En un seminario empresarial en el que se comentó dicho estudio, el ministro brasileño de Hacienda, Guido Mantega, aseguró que ese creciente e importante sector de población con mayor capacidad de compra permitirá a Brasil, en el 2020, convertirse en el quinto mercado mundial por consumo.

“Lo que más atrae a los inversores extranjeros es el importante y sólido crecimiento de la clase media en el país. No solo el mayor número de familias en esta clase, sino también el aumento y la mejor distribución de la renta”, dijo el economista Luis Afonso Lima, presidente de la Sociedad Brasileña de Estudios de Empresas Transnacionales y Globalización Económica (Sobeet).

El poder del consumo

La consolidación de ese mercado se debe, no solo a la política de combate a la pobreza en la última década, que permitió el ascenso de 35 millones de personas a la clase media, sino también a la política de aumento de renta y de incentivo al crédito mediante recortes de los tipos de interés, que los convirtieron en consumidores, según el estudio del Gobierno.

“La previsión es que entre 45 millones y 50 millones de personas más engrosen la clase media en Brasil entre el 2012 y el 2014. Se trata de un mercado consumidor del tamaño de un país grande en Europa y eso no puede ser ignorado por ningún inversor”, explicó el presidente de la Sobeet, institución que agrupa a varios economistas dedicados al estudio de la inversión extranjera en Brasil.

Para estos expertos, el enorme y creciente mercado consumidor fue el que permitió que Brasil se convirtiera en el 2011 en el quinto destino de la inversión extranjera directa en el mundo, con US$66 mil 660 millones, superado solo por Estados Unidos, China, Bélgica y Hong Kong, según datos de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD).

Brasil era, hasta el 2009, el 14 país en la lista con una inversión de US$25 mil 900 millones, y en el 2010 ya había ascendido a la octava posición, con US$48 mil 500 millones.

De acuerdo con una consulta de la UNCTAD entre ejecutivos de empresas multinacionales, Brasil es el cuarto país más citado sobre proyectos de inversión hasta el 2013, por detrás de China, Estados Unidos e India.

Según estadísticas del Banco Central brasileño, el país es sede de al menos 13 mil 662 filiales de empresas extranjeras, cuya inversión acumulada sumaba US$660 mil 500 millones, el equivalente al 30.8 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB).

La estatal Agencia Brasileña de Promoción de las Exportaciones y las Inversiones (Apex) considera que la inversión extranjera está creciendo porque el país ofrece “una mezcla equilibrada de crecimiento económico estable con programas de distribución efectiva de riqueza y un clima excelente para los negocios”.

Además del mercado interno “vigoroso, dinámico y creciente”, otros atractivos de Brasil citados por la Apex son la estabilidad económica, las riquezas naturales, las reservas abundantes de energías limpias y la posibilidad de ofrecer una plataforma de exportación para los demás países de América Latina.

La infraestructura que el país necesitará para el Mundial de Futbol 2014 y los Juegos Olímpicos del 2016 constituyen un catalizador para atraer aún más inversión al país, aseguran expertos.

EFE-REPORTAJES

  • NO TODO ES color de rosa, ya que los analistas también citan varias dificultades para la inversión extranjera.
  • EN CUANTO A lo que más ahuyenta la inversión en Brasil, siempre mencionan la burocracia, la lentitud de los trámites y la alta carga tributaria.
  • OTROS CONSIDERAN QUE la mayor traba es la escasez de mano de obra calificada, lo cual representa un alto costo laboral en comparación con otros mercados emergentes.

 

   

© Copyright 2011 Prensa Libre. Derechos Reservados.
Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.

www.prensalibre.com